Saltar al contenido

Tarta de espinaca y acelga con grelos…….semillas de sésamo (ajonjolí)

Pasculina distinta ya que fueron incorporadas varias verduras de hoja. AL soborearla notamos un grato sabor a vegetales frescos sin que predomine uno de ellos. La incorporación de las semillas de sésamo tostadas le otorgan en su conjunto una textura crocante.

Porciones: 6

INGREDIENTES
Masa
3 tazas de harina (360 gramos)
2 cucharaditas de polvo de hornear
1 cucharadita de pimienta
1/2 taza de queso fresco rallado
50 gramos de manteca o mantequilla
1 taza de caldo de verdura (caldo bien espeso de verduras licuadas)(250cc.)

Relleno
1 atado de espinaca
1 atado de grelos
1 atado de hojas de remolacha
1/2 atado de hojas de acelga
3 cebollas blancas bien grandes
2 morrones rojos grandes (pimiento dulce, ají)
3 cucharadas de aceite
50 gramos de manteca (mantequilla)
6 dientes de ajo picados sin el brote central
3 cucharadas de semillas de sésamo tostado (ajonjolí)
2 huevos grandes
3 huevos chicos
1 taza de queso rallado
pimienta, nuez moscada a gusto
sal, orégano, tomillo a gusto

PREPARACION
Masa. Cernir la harina junto con el polvo de hornear y la pimienta. Agregar el queso rallado y mezclar.

Aparte, calentar el caldo y luego agregarle la manteca en trozos. Revolver hasta que la manteca esté disuelta y volcar sobre los ingredientes secos.
Tomar la masa lo más rápido posible y formar un bollo. Dejarlo descansar fuera de la heladera mientras se prepara el relleno.

Relleno. Se lava cuidadosamente cada atado de verdura y se cocinan por separado, al vapor o bien con solo el agua de enjuague.
Apenas las hojas estén tiernas se retira la cacerola del fuego y se escurren bien.

Repetir esta operación con cada una de las verduras.

Una vez frías, apretarlas un poco con las manos para quitarle algo de líquido pero no del todo. Picar las verduras, ponerlas en una bol y mezclarlas bien.

Aparte picar la cebolla y cortar en juliana los morrones. Ponerlas en una cacerola junto con el aceite. Llevar a fuego fuerte revolviendo cada tanto hasta que la cebolla y el morrón estén tiernos.

Incorporar las verduras picadas y continuar cocinando con la cacerola destapada.
Agregar la manteca e ir revolviendo hasta que la preparación está bien integrada y más seca. Aproximadamente 7 u 8 minutos.
Agregar los dientes de ajo picados y las semillas de sésamo. Dejar dos minutos y retirar.

Volcar el relleno en un bol e incorporar el queso rallado y dos huevos. Mezclar rápidamente para que el huevo no se cocine y condimentar a gusto.

Armado de la pascualina. Cortar las tres cuarta parte de la masa y estirarla con ayuda de un poco de harina y del palote hasta que tenga el tamaño necesario como para forrar un molde de 28 centímetros de diámetro.

Una vez forrado el molde con la masa, volcar la mitad del relleno y hacerle tres huecos para colocar los tres huevos restantes. Cubrirlos con el resto del relleno.

La masa restante se estira pero no demasiado fina. Se cortan tiras de dos centímetros de ancho y se van torneando con cuidado de ambos extremos y apoyando cada una sobre la superficie de la torta hasta cubrirla.

Esto va a ayudar a decorar la torta y además le va a permitir salir con facilidad el vapor que se forma durante la cocción.

Cocimiento. Llevar a un horno precalentado a temperatura media y dejar cocinar durante 40 minutos o hasta que la masa esté bien cocida y dorada.

Retirar y esperar unos minutos antes de desmoldar. Se puede comer caliente o tibia y acompañar con una ensalada de lechuga y tomate.
Vale la pena probarla queda muy rica.